Los alimentos cobran protagonismo en la exportación española


Si ha habido un sector que se ha comportado de manera ejemplar en la economía española durante los últimos años, este ha sido el agroalimentario. Y una de sus principales contribuciones ha sido su aporte destacado al comercio exterior del país.

Los alimentos cobran protagonismo en la exportación española

Desde comienzos del siglo, la exportación originada por el sector de los “alimentos, bebidas y tabaco” (ABT) se ha incrementado un 154 %, pasando de los 16.973 millones de euros de 2000 a los 43.117 millones de 2016. Además, el ritmo de crecimiento se ha acelerado después de la crisis. Durante los primeros años del siglo, antes de la recesión, el ritmo de crecimiento medio anual de las exportaciones del sector era del 5,9 %; desde 2010 hasta 2016 se aceleró hasta el 7,4 %.

Los alimentos cobran protagonismo en la exportación española

Paralelamente, los ABT ganaban peso en el conjunto de la exportación. En 2016 representaron el 16,8 % de las ventas de bienes españolas al exterior, por detrás de semimanufacturas (24 %), bienes de equipo (20,7 %) y sector del automóvil (17,7 %). Con respecto a este último sector, en el que España es una potencia exportadora desde la década de los 70, se ha producido un doble fenómeno. Por un lado, el automóvil ha recuperado posiciones desde el fuerte retroceso que vivió en la Gran Recesión, adelantando de nuevo a los ABT en 2015.

Sin embargo, en términos de saldo comercial (la diferencia entre las exportaciones y las importaciones), el sector alimentario ha logrado superar al automóvil desde 2013, convirtiéndose de hecho en el sector que más contribuye a compensar el déficit comercial español. En 2016, el superávit exterior de los ABT españoles fue de 10.878 millones de euros.

Los alimentos cobran protagonismo en la exportación española

Los alimentos cobran protagonismo en la exportación española