Octubre

Cajamar y Ailimpo unen fuerzas para impulsar la Ley de mejora de la cadena alimentaria

23 de Octubre, 2015

Cajamar Caja Rural y la Asociación Interprofesional de Limón y Pomelo (AILIMPO) han suscrito un acuerdo de colaboración que permitirá a los productores, cooperativas, exportadores e industrias de limón y pomelo acceder a financiación preferente aplicada a las operaciones de compraventa de fruta que se hayan formalizado con los contratos tipo aprobados por la interprofesional y homologados por el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente.

Se trata de una apuesta innovadora, tanto del sector, a través de la interprofesional; como de Cajamar, que se convertirá en modelo para implantarlo en otros sectores. El convenio demuestra el compromiso del sector para promocionar el uso del contrato y dar cumplimiento a las exigencias de la Ley 12/2013 de mejora de la cadena alimentaria, y refuerza el papel de Cajamar como entidad de referencia del sector agroalimentario español.

Cajamar y Ailimpo unen fuerzas para impulsar la Ley de mejora de la cadena alimentaria

El acuerdo ha sido suscrito en el marco de la jornada “Limón y Pomelo, ¿hacia dónde vamos?”; que se celebró ayer por la tarde en la Sala de Cultura de Cajamar, y donde se puso de manifiesto la competitividad de las empresas citrícolas españolas, con la Región de Murcia liderando la producción, exportación e industrialización.

Domingo Arce Segura, presidente de la interprofesional, y Jesús López Martínez, director territorial de Cajamar en la Región de Murcia, coincidieron en destacar el nivel de calidad, innovación y capacidad de adaptarse a los cambios tanto de los agricultores como de las empresas e industrias que se mueven en torno al limón y pomelo.

Cajamar y Ailimpo unen fuerzas para impulsar la Ley de mejora de la cadena alimentaria

En cifras, resaltaron que España, con Murcia a la cabeza, es líder mundial de exportación en fresco y segundo país en volumen de producción e industrialización de limón. Con el objetivo de reforzar aún más esa posición, en un entorno de mayor competencia de terceros países y de cambio climático, durante el encuentro empresarial se incidió en la necesidad de reclamar controles fitosanitarios exigentes y el registro de las explotaciones, así como la aplicación de técnicas de cultivo sostenibles y respetuosas con el medio ambiente, profesionalizando la gestión a todos los niveles.

En la jornada, asimismo, se detallaron otros retos de futuro que tiene el sector, como la optimización de recursos; la prevención de entrada de plagas de terceros países; o la importancia de incrementar el nivel aseguramiento de los cultivos para hacer frente a las inclemencias del tiempo.