Los jóvenes españoles son los más tardíos de Europa en emanciparse

06 de Agosto, 2019

Un informe elaborado por una prestigiosa consultora inmobiliaria así lo determina: el 40 % de los jóvenes españoles menores de 34 años vive todavía con sus padres, y la edad media de emancipación de este segmento de la población se ha establecido en los 29 años; es decir, que nuestros jóvenes tardan tres años más que la media europea en emanciparse. ¿A qué se debe este hecho? Los expertos creen que hay distintos factores determinantes para nuestros jóvenes: la inestabilidad laboral, los bajos ingresos, la falta de oferta por parte del mercado inmobiliario ajustada a sus capacidades económicas, o la mayor duración de la etapa formativa.

Tal y como demuestra el citado estudio, el 45% de los jóvenes menores de 35 años no está emancipado y su paso hacia la emancipación se produce cada vez más tarde: entre los jóvenes de 18 a 24 años sólo el 30,5% vive fuera de casa de sus padres; esta cifra se incrementa hasta el 57% entre quienes tienen de 25 a 29 años, y se eleva al 80% en el caso de los jóvenes de 30 a 34 años.

En cualquier caso, los jóvenes españoles no emancipados lo tienen claro a la hora de dar el salto hacia la emancipación: su primera vivienda debería tener una superficie de 75 m², tres dormitorios y dos cuartos de baño, siendo la calidad de la construcción, el acceso al transporte público y el grado de eficiencia energética los tres factores más importantes que tendrían en cuenta a la hora de establecerse en su primera vivienda.