Corporativas

Voluntarios de Cajamar ayudan a reforestar la Cumbre en Gran Canaria

02 de Diciembre, 2019

Más de un centenar de voluntarios de Cajamar, directivos y empleados, acompañados de familiares, han participado este sábado en labores de restauración y mantenimiento de repoblaciones forestales en la zona quemada por los incendios que el pasado verano asolaron la Cumbre.

La jornada solidaria se ha dedicado a la restauración forestal de una parte de la zona quemada por los incendios. Se ha actuado en una zona de pinar devastada por el fuego, se han plantado unas 700 unidades de faya y brezo, dos especies muy habituales en las Islas Canarias para que actúe de cortafuegos natural y con ello contribuyan a enriquecer el monte verde bajo el pinar húmedo. El área repoblada con estos arbustos se encuentra en la finca de la Heredad de Aguas de Arucas y Firgas, en el entorno de los barrancos de la Virgen y Crespo, en Valleseco.

Durante toda la mañana, los voluntarios han tenido la oportunidad de conocer sobre el terreno las características de la zona y del ecosistema de pinar canario, así como de las especies que lo habitan. Esta actividad de reforestación y educación ambiental se enmarca en el Plan de Voluntariado Ambiental de la Fundación FORESTA, así como en las acciones promovidas por Cajamar, conforme a su compromiso con el entorno social, económico y medioambiental de Canarias.

plantacion de faya y brezo en Gran Canaria